Log In
.

El envejecimiento de un green USGA

Parte del desafío de administrar putting greens es el cambio de las propiedades físicas del suelo en la zona radicular mientras el green va envejeciendo. Lo adecuada que es una mezcla de suelo para la construcción de un putting green es comunmente evaluada midiendo las propiedades físicas del suelo en un laboratorio. Frecuentemente, USGA Recommendations For a Method of Putting Green Construction (Recomendaciones de la USGA Para un Método de Construcción de Putting Greens)-basadas en exhaustivas investigaciones iniciadas en los 1950s- son usadas como guías para determinar si las propiedades físicas de un suelo son adecuadas para la construcción de un putting green. La técnica de construcción recomendada por la USGA implica una zona de raíces con alto contenido de arena. El putting green resultante es resistente a problemas asociados con la compactación y tiene tasas de infiltración relativamente altas; pero también reduce la capacidad de retención de nutrientes, especialmente durante su establecimiento. Sin embargo, las propiedades físicas del suelo pueden cambiar dentro de los primeros dos meses de construcción y continuarán cambiando con su envejecimiento. Los cambios en las propiedades físicas del suelo durante el establecimiento pueden atribuirse al protocolo de establecimiento, y también han sido atribuidas a varias causas, incluyendo migración de partículas finas, descomposición de la turba y acumulación de materia orgánica en la superficie.

Científicos de la University of Nebraska condujeron un estudio de 10 años para evaluar cómo las propiedades de la zona radicular de putting greens cambian con el tiempo. Los objetivos fueron definir las propiedades físicas del suelo de zonas de raíces enmendadas con arena, y cómo son influenciadas por la mezcla utilizada, por los protocolos de establecimiento y por la edad de los putting greens. Las mezclas de suelos bajo recomendaciones de la USGA fueron construidas y establecidas con creeping bentgrass a lo largo de cuatro años secuenciales. Dichas mezclas fueron fueron 80 porciento arena y 20 porciento turba de musgo sphagnum, por volumen; y 80 porciento arena, 15 porciento turba de musgo sphagnum y 5 porciento tierra, por volumen. Un tratamiento de establecimiento acelerado aplicó entre 2 y 3 veces más nitrógeno, fósforo y potasio que el tratamiento de asentamiento control.

Figura 1: El efecto del envejecimiento en la infiltración de agua en dos mezclas de suelos recomendadas por la USGA en la University of Nebraska. Las mezclas de suelos no fueron significativamente diferentes luego de 8 años.

 

Luego de 10 años, la infiltración de las zonas de raíz de 80:20 arena:turba y de 80:15:5 arena:turba:tierra permanecieron adecuadas con respecto a las precipitaciones regionales y cantidades de irrigación; no hubo efectos negativos significativos de la adición de tierra. El cambio en las propiedades físicas del suelo fue en parte el resultado de acumulación de arena de topdressing superficial, y un aumento de materia orgánica en el suelo como un estrato de “mat” cercano a la superficie. La fina arena de topdressing fue causante parcial de los incementos en la porosidad capilar y la disminución en la porosidad de aire y en la tasa de infiltración.

La reducción en la tasa de infiltración en el tiempo, aunque estadísticamente significativa, permaneció adecuada a las precipitaciones locales y alcanzó de todos modos las recomendaciones de la USGA luego de 10 años. Las porosidades total, capilar y de aire para ambas mezclas para zonas de raíz alcanzaron también las recomendaciones de la USGA luego de 8 años.

El presente artículo fue aportado a TGMdigital por la USGA y extraido de su sitio web.

Tagged under:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Log In or Create an account